domingo, 21 de diciembre de 2008

SUEÑOS

Es temprano para salir en busca de los sueños. Sin embargo lo he hecho.
El cielo tiene un azul desvergonzado e insolente, quiere maravillar al Universo, mas se desvirtúa en un pálido celeste que apacigua los ojos para refulgir en un naranja que goza en ondulantes vaivenes, pasa por un rosado de berreos infantiles y se torna de improviso en un blanco, tan blanco como la nieve que cubre sus pies.
En medio de la nevada, en la soledad alba, niña bonita, mejillas paspadas el frío de la helada intentas ignorar.
La escarcha cala los huesos en tanto creas un helado con la nieve y juegas con los pies al hundirlos una y otra vez en la blancura, en un retozo divertido agitando tus brazos, tarareando una canción.
Desde donde estoy, extraviado, tendido y no sé dónde, va cubriéndose de blanco a mi alrededor y el cielo vuelve a ser rojizo. Se mezclan los colores, se distorsionan, te vas desdibujando y decido descansar y me llevo en la retina la imagen tuya, pequeña hada de las nieves

3 comentarios:

Mercedes Sáenz dijo...

Es tan bello, se lee sin resirar, no se siente el frío. Uno se siente hada que no apoya los pies, sobrevuela la belleza con un placer inmenso! Un abrazo hermana y otra vez los mejores deseos para este año que comienza. Lo mejor para vos.

Hilda dijo...

De acuerdo con el comentario de Mercedes Sáenz.

i

Sonia Cautiva dijo...

Hilda, amiga portorriqueña, amiga latinoamericana:
Gracias por pasar por mi blog y dejarme tu nota.
Te visitaré.
Ya he tenido noticia de los tereques, pero había perdido la pista
Un abrazo
FELIZ 2009
sONIA