miércoles, 9 de abril de 2008

LÁSTIMA





Era pequeña y temía ser grande.
Crecer le dolió como lastima siempre, y creció.
Superó con temor, miedos, cobardías el adolescer, hasta que lo conoció.
Era galante hasta el asombro, amable hasta la sorpresa, protector como el ombú de las pampas y decidió que era el hombre de su vida.
Se fue con él sin importar lo que dejaba atrás, familia, estudio, profesión, amigos.
Y se fue lejos. Tan lejos que se perdió en la distancia
Sus padres leyeron en un diario su muerte a manos de él.
Lástima.

3 comentarios:

mercedes sáenz dijo...

Es cómo una pincelada de tiempo. El esbozo de algo grande que puede decirse con pocas palabras... si son las adecuadas. Son las correctas para mi, por la poesía, por la transparencia. Es cómo una brisa que llega a la memoria y lo dice todo. Muy bueno Sonia. Un abrazo. Merci

A. M. Vermon dijo...

siempre con tus golpes sin aviso ni anestecia!!!!

Aparelho DVD dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.